Blue Jasmine

25 Nov

Woody Allen regresa a Estados Unidos tras sus últimas películas rodadas en Europa. El director de títulos tan emblemáticos como Manhattan, Match Point y Annie Hall reaparece como cada año para presentar su nueva película, Blue Jasmine,   cuyo rodaje está filmado en la ciudad del Golden Gate,  San Francisco, dejando de lado su eterna y mitificada Nueva York.

Cartel de la película.

En estos momentos es una de las películas más taquilleras en España. En su primera semana logró convencer al público y recaudó un total de 1,1 millones de Euros.  En comparación con otros títulos del director neoyorquino es la segunda película más vista en nuestro país  por detrás de Vicky Cristina Barcelona y equiparada en cifras a Midnight in Paris con 1,05 millones en su primer fin de semana de hace dos años.

Cate Blanchett y Alec Baldwin en una de la ecenas de la película.

Blue Jasmine (Cate Blanchett), cuenta la historia de una mujer de clase alta de Nueva York que lo tiene todo. Pertenece a la élite social más exquisita pese a su origen humilde ya que fue una niña adoptada y se crió junto a Ginger (Sally Hawkins), su hermanastra que también fue adoptada. Dos mujeres de dos mundos distintos. Jasmine, interpretada por una inmensa Cate Blanchett, decidió estudiar en la universidad y casi se licencia en Antropología cuando conoce al todopoderoso Hall (Alec Baldwin),  un empresario ricachón que la colma de todo lujo y capricho.

Cate Blanchett y Alec Baldwin en una de las escenas de la película.

La vida de Jasmine cambia cuando arrestan a su marido por estar metido en negocios fraudulentos y le quitan todo lo que tiene. Es entonces, cuando no le queda nada y se encuentra en la más absoluta de las miserias cuando su hermana Ginger le abre las puertas de su casa en San francisco. Ginger por su parte, ha tenido una vida bastante diferente a la de su hermana, empleada en un supermercado,  con dos hijos y  divorciada está saliendo con un nuevo novio que es mecánico interpretado por (Booby Cannavale) al que su querida hermana Jasmine no mira con muy buenos ojos ya que piensa que Ginger merece algo mejor.

Sally Hawkins y Bobby Cannavale en una de las escenas de la película.

El papel de Blanchett es estelar (huele a nominación de Oscar) pues retrata a la perfección los cuadros de ansiedad y depresión de una mujer que lo ha tenido todo y que ha  tenido que vender parte de su vestidor para poder continuar adelante, una mujer a la que solo le quedan   un par de trajes de firma, sus maletas Lois Vuitton y su bolso Hermès a los cuales se aferra.

Cate Blanchett en una de las ecenas de la película.

Allen retrata de una manera clara y evidente estos dos mundos opuestos otorgando humor y ligereza a los momentos más trágicos y a las situaciones aparentemente más livianas. Apoyada en un soberbio montaje, la película está narrada entre dos tiempos: el pasado, tan vacío como esplendoroso exteriormente, y el inestable presente de una mujer sumergida en un cóctel de antidepresivos.

Cate Blanchett en una de las escenas de la película.

Víctima, simpática, extravagante, repelente, vulnerable y prepotente,  Jasmine es una mujer que se niega a aceptar la realidad, aferrándose al autoengaño, mientras aguarda que un hombre aparezca para rescatarla y devolver su mundo a la normalidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: